sáb. May 18th, 2024
La lucha política imprescindible por los animales
Comparte si te ha gustado

La moral, la religión o el derecho enmarcados en el humanocentrismo, esto es, en la postura que supone que todo interes, placer o capricho humano se antepone a los intereses de los demás animales, sirven comúnmente como encubridores de este uso y abuso a través de enaltecer falsas necesidades humanas que afectan a millones de no humanos.


La emergencia e incremento de luchadores políticos o activistas, preocupados por el uso
y abuso que se hace de los animales en diferentes partes del mundo ha evidenciado la
ineficacia o falta de atención a esta problemática por parte de los distintos mecanismos sociales que regulan el comportamiento humano.

La moral, la religión o el derecho enmarcados en el humanocentrismo, esto es, en la postura que supone que todo interes, placer o capricho humano se antepone a los intereses de los demás animales, sirven comúnmente como encubridores de este uso y abuso a través de enaltecer falsas necesidades humanas que afectan a millones de no humanos.

La lucha política imprescindible por los animales

Los antecedentes de los argumentos que se esgrimen para la defensa de los animales los podemos rastrear desde tiempos antiguos en filósofos como Plutarco o Porfirio de Tiro. La práctica del vegetarianismo fue una expresión de la postura política de estos y otros filósofos más contemporáneos como Voltaire, Rousseau o Henry Salt, por mencionar a algunos. En el
siglo XX se funda la Sociedad Vegana junto a miembros disidentes de la Sociedad Vegetariana creada en 1847.

Como fue con vegetarianismo ético, el veganismo surgió asumiendo que la práctica de negar alimentarse a base de quitar las vidas a otros animales que desean vivir como nosotros, es solo una de las formas del uso y abuso que sufren los animales no humanos, por lo que habría que oponerse y denunciar todas y cada una de ellas.

La lucha política, no pocas veces, se nutre de las teorías éticas que diversos filósofos y filósofas han desarrollado. Incluso una gran mayoría de estas personas son luchadores políticos, pues asumen no solo una alimentación basada principal o únicamente en plantas, sino que además promueven y visibilizan lo absurdo, arbitrario y cruel de diversas prácticas humanas donde están implicados los animales no humanos.

La barbarie y el horror indecible que viven millones de animales dentro de las granjas
industriales se impone como una primordial denuncia de los y las luchadoras políticas. En
un estudio sobre la distribución de biomasa en la tierra, se estimó que más del 60% de la
biomasa de mamíferos está conformada por animales utilizados para el consumo humano (principalmente vacas, ovejas, cabras y cerdos), este incremento, que es, casi seis veces
mayor al que era en el cuaternario se debe principalmente al aumento del ganado y la
población humana. Por otra parte el 71% de la biomasa aviar está constituida los pollos.

Sin duda la ganadería trae consigo sufrimiento, muerte y malestares a los no humanos,
incluso a los animales silvestres. La devastación de lugares donde habitan estos animales, para que paste el ganado o para producir alimento, principalmente para aquellos que se encuentran hacinados en las granjas industriales, posibilita su exterminio. Solo el 4% de la biomasa de mamíferos la integran estos animales. La denuncia ante estos y otros hechos no ha cesado.

La lucha política a favor de los animales, se hace indispensable ante una humanidad que niega o trata de minimizar el dolor o sufrimiento que se ocasiona a estos animales. A ellos se les ha negado la libertad de elegir qué y dónde comer, con quién convivir, cómo y con qué entretenerse, con quién reproducirse, incluso se les niega a las madres crear lazos con sus crías. Así, la elección sobre qué comer, importa.

El grado incansable, que adquiera la lucha política de cada persona, se traducirá en esperanza para quienes en este momento están sufriendo de manera anónima.

Referencias:
https://www.pnas.org/doi/pdf/10.1073/pnas.1711842115


Comparte si te ha gustado
Avatar photo

Por Nely Lucano

Licenciada y Maestra en filosofía, doctora en humanidades por la UdeG, académica del CUCSH, directora del proyecto "Animales y Praxis" y Encargada de Enlace Académico de la ONG Igualdad Animal México.

5 comentarios en «La lucha política imprescindible por los animales»
  1. “La elección sobre qué comer, importa”. Esta frase me parece destacada porque realmente podemos elegir alternativas que respeten la vida de los animales. Es muy cruel la forma en que son tratados aquellos que son para consumo humano. A nadie nos gustaría estar en su lugar pero es increíble cómo la gente elude y argumenta para no empatizar con ellos.

  2. A esta lucha política se suman cada día más y se ha estado consolidando desde tiempos de pensadores como Pitágoras, inventores como Da Vinci y Tesla y está permeando en toda la sociedad desde niños hasta adultos en todo el planeta, nos estamos volviendo más conscientes.

  3. Totalmente cierto, algo tan aparentemente insignificante, como el decidir qué comer y qué no, tiene un gran impacto sobre la vida de otros seres sintientes y de nosotros mismos. Espero que cada vez más personas tomen la decisión consciente de oponerse al abuso hacia los animales no humanos.

  4. La Dra. Nely siempre ofrece mucha claridad y una distinguida argumentación en sus textos. Es urgente que los humanos alcemos la voz por los animales. Es necesario que más humanos dejen atrás el humanocentrismo y pongan más atención a lo que sucede diario en granjas y mataderos. Necesitamos crear sociedades más justas y compasivas con los demás animales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *