sáb. Feb 4th, 2023

Como ya es una tradición, la Feria Internacional del Libro reconoció los espacios que se distinguen por su diseño y su compromiso con el medio ambiente

Los martes a mediodía, la alegría baila al son del mariachi en los stands de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Los cánticos futboleros se hacen presentes, y no pueden faltar los bailes del personal de los stands. No es para menos: los organizadores de la FIL están recorriendo los pasillos para dar a conocer a los ganadores de los reconocimientos a Mejor Stand, uno de los momentos más esperados para los representantes de los sellos editoriales.

Marisol Schulz Manaut, directora de la Feria, encabezó el contingente que visitó a los ganadores. Los seleccionados para cada una de las cinco categorías —Bronce, Platino, Plata, Oro y al stand más sustentable—, recibieron un plato de cerámica de Paco Padilla, artesano originario de Tlaquepaque, y un descuento de 10 por ciento aplicable para la visita del próximo año.

El mariachi empezó cantando junto al jurado hasta llegar a Impronta Casa Editorial, donde la gente llena de emoción gritaba expresiones como “¡wow!” y “¡felicidades!”. Ahí, Marisol Schulz les anunció como ganadores de la categoría Bronce y le cedió la palabra al arquitecto Juan Carlos Orozco, quien explicó que la elección de materiales, los colores y el acomodo del lugar fue lo que les otorgó el galardón. Después, el representante de la casa editorial dijo que era un honor recibir los premios, pero que era un esfuerzo colectivo por todas las editoriales que están presentes, agradeció a todo el equipo de la FIL y a los del gremio de editores.

“¡Goooya, goooya! ¡Cachún cachún, ra ra; cachún cachún ra ra! ¡Goya! ¡Universidad!”. El ganador de la categoría Platino no necesitó presentación: fue la Universidad Nacional Autónoma de México, cuyos cánticos abrazaron los pasillos de la Feria. En este stand no solo se encuentran los libros más importantes de la UNAM, sino que también celebra los cien años del muralismo mexicano con un una réplica de la torre de rectoría. La representante de la UNAM señaló que la hospitalidad y el respeto son los valores que sostienen el trabajo del equipo del stand.

La categoría Oro fue para la librería Carlos Fuentes, cuyo lugar de trabajo este año tiene su propia estación cafetera. La representante recibió con muchísimo cariño y afecto los premios entregados por la directora de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, y no olvidó agradecer a los visitantes de la librería.

El cuidado del medio ambiente es una prioridad para la FIL Guadalajara, por lo que la sustentabilidad es uno de los aspectos de mayor importancia. La Universidad de Colima lo entiende y por eso levantó un espacio 100 por ciento sustentable, que fue galardonado en la categoría de Espacio Sustentable por su propuesta que remite al mar y los corales de la playa, a partir del uso los colores y de los materiales. Finalmente, la categoría Plata fue para el stand de Editorial Siglo del Hombre.

Para finalizar, sonó “El mariachi loco”, que esta vez no se quedó con las ganas de bailar porque los presentes, así como Marisol Schulz, bailaron al ritmo de la famosa canción mexicana.

Avatar photo

Por Marisol Hernández

Reportera especializada en espectáculos y cultura. Laboró en Radio Fórmula Jalisco, El Occidental, La Jornada, y Grupo Radiorama.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *